Skip to content

Sobre la edición y publicación de contenidos científicos en la web 2.0

junio 1, 2007

La edición y publicación de contenidos es uno de los puntos más polémicos cuando se trata de hablar de la Web 2.0 y sus cambios culturales. Así por ejemplo, tenemos la crítica al amaterurismo que hace Andrew Keen o la poco confiable sabiduría de la multitud según Jaron Lanier. Por otro lado, también están los defensores del acceso abierto a los recursos editoriales y de publicación, y su consecuente democratización en comparación a los medios tradicionales. Todos los anteriores, por cierto, argumentos discutibles que han animado el debate estos últimos años.

En este contexto, esta última semana me encontré con el estupendo Peter Murray-Rust, el cual en un área de publicación científica, me hizo pensar en temas diversos como: la existencia de comunidades científicas organizadas encargadas seriamente de subir y discutir contenidos en las wikies (especialmente Wikipedia); la poca exactitud de la crítica que apunta a que los medios tradicionales son más precisos en la información que los medios de la Web 2.0 (algo así como que no es necesariamente cierto que a menor cantidad de editores, mejor la exposición del conocimiento); el tremendo cambio en la investigación científica que presupone la posibilidad de publicar “on line” en medios no estrictamente científicos; etc.

Así que a todos los que, como a tilt!, les interesan recursos sobre la edición y publicación de acceso abierto, les recomiendo que se den un tiempo para escuchar el excelente podcast que se desarrolla en Talking with Tails a Peter Murray-Rust.

:::

Foto con Creative Commons: Gavin Bell.

5 comentarios leave one →
  1. junio 6, 2007 5:39 am

    Tengo la impresión de que sobre todo cuando se trata de conocimientos especializados, los “new media” pueden ser más precisos que los medios tradicionales. Por ejemplo, un blog de alguna disciplina (v.gr. nutrición) que entrega información sobre el tema de manera más detallada y constante en el tiempo.
    En los medios tradicionales el tiempo es poco, los periodistas pasan de un tema al siguiente muy rápido, hay limitaciones organizacionales a lo que se puede y no publicar, también limitaciones del entorno (tratar de “golpear”), etc.
    Aún no me acostumbro mucho a esto de que los críticos ahora estén *con* y no contra las industrias culturales. Supongo que ya pasará.

  2. junio 6, 2007 5:53 am

    Eso sí, hay una limitación para Internet: leer textos largos o complejos en la pantalla es mucho más agotador que en papel. El papel también se puede rayar con anotaciones.
    Saludos!

  3. junio 6, 2007 2:30 pm

    Hola! Creo que la gracia es que la gente interesada (no necesariamente los especialistas) pueden intervenir directamente en la edición en temas que les motiva. Nos saltamos a los periodistas. Al intermediario. ¿Es garantía que si nos saltamos al intermediario (los editores en su papel tradicional) hay una mejor calidad del conocimiento? Bueno, a mí personalemente el tema de la calidad no me importa mucho. Me parece más interesante las posibilidades de crear un diálogo dinámico sobre el conocimiento. Y creo que eso es muy exitante para la investigación científica. Eso sí, una investigación 2.0. Ahora no me cabe duda que el problema de leer en pantalla y de las notas (problea real y molesto) se solucionará en poco tiempo.

    Un saludo.

  4. junio 6, 2007 6:08 pm

    La verdad es que en ocasiones se ve como los supuestos expertos tienen lagunas en su conocimiento, lo que provoca la aparición de noticias basadas en leyendas urbanas, a las que se les da el carácter de reales y oficiales. Muchos de los problemas o deficiencias que se pueden achacar a los modelos clásicos de la Web 2.0 se pueden ver también en modelos más clásicos y “perfectos”.

    Pienso que la globalización que ha favorecido Internet puede ayudar a la investigación científica, tal y como dices. Ya no cuesta tanto conseguir el punto de vista de otros investigadores, pudiendo comunicar nuestras ideas, contrastándolas con gente de la otra punta del mundo en cuestión de segundos. Actualmente la única limitación real será el nivel de conocimiento de otros idiomas del usuario, y es una limitación que paulatinamente va desapareciendo (los sistemas de traducción evolucionan poco a poco).

    El tema de leer en pantalla, es todo cuestión de costumbre. Yo personalmente no tengo demasiado problema, aunque hay que recordar el descansar cada X tiempo. Tal vez deberíamos acuñar un término referente a las enfermedades 2.0.

    Saludos

  5. junio 6, 2007 7:57 pm

    jaja, sí, definitivamente yo tengo ceguera 2.0!

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: